CON TODA MI CONFIANZA

Este es mi primer año como Concejal de Cultura del Ayuntamiento de Bilbao. Bien es verdad que, aunque recién llegado al gobierno de la Villa, no soy nuevo en las lides de la administración local, pues años atrás fui director de la misma área que ahora me toca gestionar. Conozco bien a los principales organizadores de ZINEBI en los últimos tiempos. He vuelto a encontrarme con un gran festival de cine como es ZINEBI y las y los profesionales que lo hacen posible.

Fundado en 1959, el de Bilbao es el tercer festival más antiguo del Estado, tras los de San Sebastián y Valladolid, y el primero entre los de su especialidad: los cortometrajes y el cine documental. Toda una historia y toda una responsabilidad.

Por Bilbao han pasado estrellas del cine internacional, de Ennio Morricone a Jeanne Moreau, y también cineastas entonces poco conocidos de muchos países, que comenzaron a dar sus primeros pasos en nuestra ciudad. En algunos casos camino del reconocimiento internacional —como el británico Richard Lester o el español Carlos Saura—, en otros, apoyando a jóvenes realizadores —como la actriz italiana Serena Vergano—. Siempre creadores y creadoras de algunas de las obras más vanguardistas, libres y complejas del cine contemporáneo.

Porque nuestro festival de cine siempre ha estado ahí, apoyando y dando visibilidad a los nuevos realizadores de los cinco continentes, como también ha estado aquí, entre nosotros, a lo largo de los últimos sesenta años, alentando a los nuevos cineastas de Bilbao, Bizkaia y Euskadi y promocionando su presencia internacional, como se ha hecho hace poco con la muestra de cine vasco que ZINEBI ha presentado en la Cinemateca de Uruguay.

Quiero decir que este festival es el instrumento más importante de la acción municipal en el sector audiovisual de nuestra ciudad, nuestro territorio y nuestro país. Yo estoy seguro de que cumple y va a seguir cumpliendo un papel de primer orden en el desarrollo y el crecimiento de nuestra industria audiovisual y en la formación de sus empresas y profesionales. Una labor que tiene mucha vida por delante, sobre todo si tenemos en cuenta los inéditos desafíos y posibilidades que plantean los nuevos paradigmas digitales a la creación cinematográfica en todo el mundo.

En esta labor tan apasionante, ZINEBI tiene todo mi apoyo, toda mi confianza.

Gonzalo Olabarria
Concejal de Cultura del Ayuntamiento de Bilbao